La proposición de Andrea a su cita en ‘First Dates’ que lo deja sin palabras

Andrea y Alejandro fueron citados en el restaurante del amor de First Dates en una velada que no pasó nada desapercibida, especialmente cuando salió el tema picantón (que fue básicamente EL tema de conversación). Andrea buscaba a alguien «divertido» «con casa y coche» que le gustara hacer planes. A Alejandro, al que llamaban ‘empotrador’, le pareció una chica normal como él.

Una comida ‘muy picante’

Andrea confesaba que «le gustaba llevar la voz cantante, pero también era muy bien mandada«. «Lo que me mandes lo hago muy bien» reconocía. Alejandro aseguraba ser «fogoso» y hacer el «pum pum», pero a Andrea no le dio esa impresión.

Para ella, que su pareja supiera hacer ‘el cocodrilo’ era muy importante, pero Alejandro no sabía a qué se refería. «Es bajar al pilón, porque solo se ven los ojos. Puedes tener muy buen saque, pero si el cocodrilo no lo cumples…», le explicaba. «Me ha dejado loco. Es como fregar sin barrer, ¿no?«, decía él entre risas. «Exactamente, pues lo mismo», respondía ella. Alejandro, siguiendo el juego de palabras, decía en otra sala: «para hacer una tortilla, hay que romper los huevos…».

Siguiendo con el tema del sexo, Andrea confesaba que le gustaba hacerlo en la piscina, pero no en la playa: «las playas con las colillas, las pipas de la gente, el niño que se hace pipí, la arena por todos lados… la playa no», especificaba en una sala aparte.

Del beso picante al cocodrilo

Ya en el reservado, se dieron «un beso picante» que dejó a Andrea encantada: «mete lengua para un lado y para el otro, muerde también…». Finalmente, ambos aceptaron tener una segunda cita. Alejandro le pareció «una chica muy simpática y amable» y le propuso mostrarle el cocodrilo. «A ver cómo se da lo del cocodrilo», dijo Andrea antes de irse juntos.

¿Qué os ha parecido la cita entre Andrea y Alejandro? ¿Créeis que la cosa habrá funcionado fuera del programa?

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuentes: cuatro – marca

Por último, esperamos que este erizo te alegre el día:

error: