Una madre comparte cómo le corrigió la profesora de su hija un ejercicio y desata la polémica en Twitter

Hoy estamos ante una de esas historias que no sabemos cómo interpretar. En Twitter solemos encontrarnos de todo y, por lo general, la cosa se queda en una sonrisita o una indignación y poco más… pero el caso de hoy es bastante más complejo. Ahora lo entenderéis.

twitter GIF by Nashville on CMT

Todo comenzó cuando la usuaria de Twitter @Madredelalobita compartió en su perfil unas fotos que mostraban unos problemas de matemáticas resueltos por su hija y que, como podréis apreciar, están corregidos por su profesora como «mal».

Y lo que se preguntaba la madre de esta alumna era por qué habían decidido suspender a su hija si, de entrada, el ejercicio estaba resuelto correctamente. «Quiero que intentéis adivinar por qué la profesora de mi hija le marca este ejercicio como mal», preguntó a sus seguidores.

Un buen resultado, una mala valoración

Como ya os podréis imaginar, todo esto ha generado un intenso debate en la red social del pajarito azul, donde ha habido opiniones de todo y para todos… pero lo que sí ha habido un consenso bastante generalizado de que la profesora ha sido excesivamente rígida con la aplicación de su criterio.

El problema está resuelto de la siguiente forma: «Hay 4 cajas con 3 aros cada una. ¿Cuántos aros hay en total?». Ante esto, al menor respondió lo siguiente: «4 X 3 = 12; Hay 12 aros»… ¿Cómo es posible que le hayan marcado esto como incorrecto?

https://twitter.com/Madredelalobita/status/1640710461200162816?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1640710461200162816%7Ctwgr%5E7dad636ed08d067958261c84be7adb72ea1722ff%7Ctwcon%5Es1_&ref_url=https%3A%2F%2Fwww.huffingtonpost.es%2Fvirales%2Fensena-como-corregido-profesora-hija-ejercicios-twitter-no-da-credito.html

Pues porque no puso «3 X 4» ya que «como el ejercicio es de la tabla del 3», tendría que haber colocado los números en ese orden para dar prioridad al tres por una cuestión puramente formal.

Pero lo peor de todo es que, como bien ha mostrado la madre en otra serie de publicaciones, su hija utilizó la misma lógica que en el ejercicio anterior para resolver otros problemas y, sin embargo, se los dieron por buenos. «Voy a añadir más leña al fuego: si la norma es contenido x continente, ¿por qué está otra si está bien?», señaló la mujer. 

Y es que este caso no ha servido solo para debatir sobre matemáticas y si el orden de los factores no altera el producto, sino también para cuestionar el sistema educativo y la implicación de los padres en los métodos de los maestros.

A vosotros, ¿Qué os ha parecido todo esto?

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: El Huffpost.

Por último, esperamos que esta cabra te alegre el día: