El Cejas explica su experiencia ‘paranormal’ en un hospital tras un grave accidente

Es muy probable que todos los que estemos leyendo estas líneas hayamos tenido algún tipo de experiencia ‘paranormal’. Es cierto que la tendencia es pensar que se trata de algo sobrenatural, pero lo cierto es que, por lo general, simplemente son situaciones a las que no le encontramos una explicación lógica (que no quiere decir que no la tengan).

Y ojo, que sean fruto de la sugestión no quita que sean menos interesantes y precisamente por eso hoy estamos aquí. Y es que, hace unos días, el popular creador de contenido conocido en redes como El Cejas contó su mayor experiencia ‘inexplicable’… y lo cierto es que es bastante sorprendente.

Una experiencia paranormal en un hospital

En su paso por el podcast de la productora Kapra, Diego contó que él, de pequeño, sufrió un accidente con un caballo que le pisó la espalda, dejándosela muy maltrecha y para lo que requirió varias intervenciones y, por lo tanto, estuvo bastante tiempo internado en el ala infantil de un hospital.

«Con cinco o seis años me pisó un caballo y me dejó casi paralítico», relató el influencer. «En el hospital tenía que ir con un andador y, andando un día por el hospital, me quedé hablando con un señor«, relató. Hasta ahí, todo normal, ¿verdad?

@somoskapra UN CABALLO ASESINO Y UN HOMBRE MISTERIOSO 👻🥶 @El Cejas 👀 La mejor historia paranormal de la sección “Cómo eh posible ehte suseso” Un caballo que casi le parte la espalda y un hombre que nunca ha estado en el hospital… 💩💩 ¿Cómo te quedas? 🙃 #elcejas #paranormal #kapradiner ♬ Suspense, horror, piano and music box – takaya

Él, por lo visto, le contó lo que le había ocurrido y ese señor, al parecer, le dio ánimos y le aseguró que todo iba a salir bien. «Lo raro es que todos éramos niños en esa planta, pero yo me puse a hablar con él y me dijo que todo iba a ir bien, que iba a volver a andar y que estaba todo bien«, explicó el mallorquín.

¿Quién era ese señor?

Pero todo cambió cuando volvió a su habitación y le dijo a su madre que había estado hablando con un señor: «¿Un señor aquí en esta planta? Qué raro…» le dijo su progenitora. «Entonces nos pusimos a buscarlos y no había un señor en ningún lado«, aseguró. «Entonces le pregunté a la doctora si era un médico o un familiar, pero me dijo que ahí no había señores, que solo entraba alguna madre de vez en cuando».

Como ya os podréis imaginar, esto dejó descolocadísimo a aquel joven Cejas: «siempre me quedé con la duda de quién era ese señor: ¿estaba vivo? ¿estaba muerto?». Y, a día de hoy, no tiene una respuesta.

Por último, esperamos que este erizo te alegre el día:

error: