El motivo por el que podemos tener orgasmos mientras dormimos

Llegar al orgasmo es, probablemente, uno de los mayores placeres que podemos tener como seres humanos. Tocar el punto culminante de nuestra excitación sexual es algo complejo y preciso, no se puede hacer de cualquier forma ni en cualquier lugar ni en cualquier momento y, en muchas ocasiones, no resulta posible.

Eso sí, todo el mundo es diferente: hay quienes pueden llegar al orgasmo con más facilidad que otros e, incluso, hay quienes pueden hacerlo mientras duermen. A esto último se le conoce como ‘sexsomnia‘ y ahora mismo os vamos a contar cómo es posible.

Tiene una explicación

Estamos durmiendo, empezamos a soñar y, en dicho sueño, comenzamos a tener una experiencia sexual que va en aumento hasta llegar al orgasmo. El detalle es que sentimos el orgasmo como si fuese completamente real, llegando incluso a despertarnos.

La sintomatología, además, es la propia de un orgasmo: aumento del riego sanguíneo, de la actividad cerebral y hasta lubricación genital; nuestra mente nos ha dado un chute de placer mientras estábamos durmiendo tan tranquilos.

Según algunos estudios, esto puede darse en etapas de actividad hormonal mayores de lo habitual. Esto se canaliza a través de los sueños, se alinean los planetas, tenemos una erección, empezamos a lubricar y se puede producir lo que los médicos conocen como “polución nocturna” justo al llegar al orgasmo (aunque la eyaculación no siempre es obligada cuando se llega a un ‘orgasmo nocturno’).

Video gif. We see a studio audience with tiered seating, where almost everyone is applauding, but a man in a teal polo shirt is asleep. He wakes up, a bit disoriented, and starts clapping without understanding why.

¿Por qué sucede esto?

Barry Komisaruk y Beverly Whipple son dos de los sexólogos que más estudios han llevado a cabo sobre este tema y han descubierto cosas fascinantes: “Lo que descubrimos, para nuestra sorpresa, es que cuando las mujeres pensaban en la estimulación de una zona del cuerpo, la región correspondiente del mapa del córtex sensorial se activaba como si le estuvieran estimulando esa zona”.

Según los resultados de algunas de las investigaciones de estos expertos, el cénit del sueño erótico coincide con la fase de sueño profundo, donde se aumenta el flujo sanguíneo a la zona pélvica y, por lo tanto, se ‘sensibiliza’ nuestra zona genital, con todo lo que ello conlleva.

Descubre aquí cuáles son las cinco provincias españolas en las que más sexo se tiene y en cuáles menos

Bored Season 3 GIF by The Office

“Se puede llegar a un orgasmo sin estímulo físico porque se puede conseguir la excitación sólo con sensaciones sexuales psicológicas”, señala la matrona Macarena Aguirre en referencia al orgasmo femenino.

“Si a esa excitación agregamos el alto flujo sanguíneo que el cerebro dirige hacia los genitales, así como una postura donde haya una estimulación indirecta en la zona, por ejemplo, durmiendo boca abajo; o bien, nos encontramos durante la fase ovulatoria del ciclo menstrual donde el deseo sexual es mayor, es probable que esa excitación sexual desencadene en un orgasmo”, detalla.

A vosotros, ¿qué os ha parecido todo esto?

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Estos son los posibles significados de soñar con tu expareja: no todo es tan malo

Fuente: Yasss.

Por último, esperamos que esta cabra te alegre el día: